El cordero segureño, elegido en un proyecto europeo de conservación de las razas autóctonas

El cordero segureño, es una de las razas autóctonas que se pretenden proteger mediante el proyecto europeo Bioheritage, en el que participa la Diputación de Jaén junto a otras entidades de España, Francia y Portugal.

El diputado de Agricultura, Ganadería, Medio Ambiente y Cambio Climático, Pedro Bruno, ha participado en Santiago-Pontones (Jaén) en un encuentro técnico sobre esta iniciativa comunitaria dirigida a la puesta en valor de las razas ganaderas autóctonas como patrimonio de biodiversidad y activo ecoturístico.

Un encuentro en el que participan tanto técnicos de este proyecto como responsables de distintos parques naturales andaluces - Los Alcornocales o Grazalema -, además de los franceses de Pèrigord-Limousin y Pyrènees Ariegeoises, donde experimentarán el manejo ganadero tradicional ligado a la raza autóctona. Del mismo modo, practicarán el ecoturismo vinculado a la trashumancia en el marco del encuentro técnico que se está celebrando en Santiago-Pontones.

Bruno, ha señalado que "con Bioheritage queremos trabajar en común para proteger de la extinción a razas ganaderas autóctonas y en peligro de extinción, y convertirlas en motor de desarrollo socioeconómico local mediante su explotación turística, pasando de ser un factor itinerante a un factor que impulse nuevamente su viabilidad ganadera". El  diputado añade que todo esto  "mediante la puesta en valor de su atractivo turístico, su singularidad gastronómica, su explotación sostenible y sus vínculos con el patrimonio cultural intangible, como pueda ser el pastoreo o la trashumancia".

Así pues, indica el diputado, "es un proyecto dirigido a promocionar esa ganadería y conseguir que esas explotaciones se hagan más rentables y se compatibilicen con otros usos".

Concretamente,  a través de estos comités técnicos de seguimiento, se pondrán en común las experiencias que se están haciendo en otros territorios con otras especies en peligro de extinción para analizar cómo se gestiona y qué proyectos futuros se pueden definir.

El cordero segureño goza de IGP (Indicación Geográfica Protegida) y está ubicado en las Sierras de Segura y de la Sagra así como en zonas altas del río Segura, de donde toma su nombre. Actualmente se distribuye por las provincias de Granada, Murcia, Jaén y Almería.

Junto a la Diputación de Jaén, en Bioheritage participan la Diputación de Cádiz, la Federación de Razas Autóctonas de Galicia, la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Junta de Andalucía, la Asociación de Criadores de Raza Bovina, de Mihota (Portugal), además de la Cámara de Comercio e Industria de Gers, el Parque Natural Regional de Pyrènees Ariegeoises y el Parque Natural Regional Pèrigord-Limousin, en Francia. 

Fuente. Agrodiario

 

El cordero segureño, elegido en un proyecto europeo de conservación de las razas autóctonas

Error

El sitio web encontró un error inesperado. Vuelva a intentarlo más tarde.